Paciente en EU recibe riñón de un cerdo; es el tercero que se realiza

Médicos realizan un tercer trasplante de órganos de este animal en humanos
heraldodemexico.com.mx

Un equipo médico estadounidense anunció ayer que había llevado a cabo el segundo trasplante de riñón ya conocido de un cerdo a un ser humano, el primero dentro del cuerpo de un receptor con muerte cerebral.

El procedimiento realizado por médicos de la Universidad de Alabama en Birmingham (UAB) y descrito en un artículo científico publicado en la revista American Journal of Transplantation —revisada por pares—, se produce inmediatamente después de la exitosa implantación de un corazón porcino en una persona a principios de este mes.

Esta cirugía tuvo lugar el 30 de septiembre de 2021. Implicó colocar dos riñones de un cerdo modificado genéticamente dentro de una persona, Jim Parsons, de 57 años, que quería ser donante de órganos, pero sus órganos se consideraron inadecuados. Los riñones permanecieron viables funcionalmente hasta que el estudio finalizó 77 horas después.

«Los resultados son un logro notable para la humanidad y hacen avanzar el xenotrasplante al ámbito clínico», destacó Selwyn Vickers, decano de la Facultad de Medicina Heersink de la UAB, que llevó a cabo el procedimiento.

«Los riñones trasplantados filtraron sangre, produjeron orina y, lo que es más importante, no fueron rechazados de inmediato», dijo la UAB en un comunicado.

Se espera que los avances en el campo de los llamados xenotrasplantes, o trasplante de órganos entre especies, algún día puedan resolver la escasez crónica de donaciones de órganos en los humanos.

El equipo de la UAB indicó que este procedimiento está un paso más cerca de convertirse en una realidad clínica. Planean pasar pronto a los ensayos en humanos y luego buscar la aprobación de este tipo de intervenciones.

El primer riñón de cerdo fue trasplantado a un ser humano por un equipo de la Universidad de Nueva York el 25 de septiembre de 2021.

                                                         
Compartir
error: ¡Atención!