Inseguridad resta 1% al crecimiento del PIB: analista

jornada.unam.mx

Ciudad de México. La inseguridad en México escaló a un punto en que cada año resta un punto porcentual al crecimiento del producto interno bruto (PIB), lo que equivale a unos 300 mil millones de pesos, calcularon analistas financieros.

«Es un riesgo importante al crecimiento la inseguridad», consideró este martes Gabriela Siller, directora de análisis económico y financiero del Banco Base.

«La inseguridad cuesta un punto porcentual del PIB y la corrupción otros dos puntos. En una situación ideal, México debería estar creciendo poco menos de 6 por ciento», en vez de la tasa actual de 2.5 por ciento anual para el primer trimestre del año, dijo Siller.

Cada punto porcentual del producto interno bruto equivale a poco menos de 300 mil millones de pesos, de acuerdo con datos oficiales.

El repunte de la inseguridad en el país, que ha llegado a puntos extremos como en algunas ciudades de Tamaulipas y que se ha expresado en un incremento en el número de asesinatos ocurre en un momento en que la economía mexicana comenzó a mostrar un desempeño mejor al esperado al inicio del año.

«El problema es que hay ciudades como Reynosa, Tamaulipas, donde la inseguridad ha escalado al punto de que prácticamente hay un toque de queda y las personas no pueden realizar sus actividades cotidianas», dijo.

En enero y febrero pasados los pronósticos sobre el desempeño del PIB fueron ajustados a la baja por la mayoría de analistas financieros, debido a la incertidumbre causada por la llegada a la presidencia de Estados Unidos de Donald Trump, la depreciación del peso frente al dólar y el alza en los precios de combustibles.

Transcurrido el primer cuatrimestre del año, expuso Siller Pagaza, los datos muestran un desempeño de la economía mexicana mejor a lo previsto al inicio de 2017.

«Está siendo un mejor año de lo esperado: el peso se está apreciando, hay una oleada de capitales financieros y no se anticipa que pueda haber una salida masiva; además, ha mejorado la perspectiva de negociación del Tratado de LIbre Comercio de América del Norte», dijo.

Para este año la economía mexicana crecerá entre 1.8 y 2 por ciento, pero, acotó, es probable que en los siguientes meses el pronóstico sea revisado a 2.2 por ciento.

«Hay mejores perspectivas para el crecimiento económico y el tipo de cambio. Por otro lado, las malas noticias están en la inflación, que está cerca de 6 por ciento y que, por lo tanto, se esperan más incrementos en la tasa de interés de referencia del Banco de México», añadió.

Este jueves, el Banco de México dará a conocer si mantiene o incrementa la tasa de referencia, actualmente en 6.5 por ciento. SIller Pagaza previó que, a lo largo del año, el banco central realice tres incrementos de tasa, de un cuarto de punto cada uno, para llevarla a 7.25 por ciento. En ese nivel, anotó, las empresas empezarán a pagar tasas de doble dígito para financiarse, lo que desincentivará la inversión, de por sí ya contenida, en especial en la industria de la construcción.

El cambio de expectativa de la economía mexicana, respecto de lo previsto al inicio de año, ha sido resultado de un dinamismo en el consumo de productos nacionales, dado que las importaciones siguen encarecidas por la depreciación del peso, explicó.

Compartir

Reportera. Copyright © Todos los derechos reservados Noticias Puerto Vallarta. De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la publicación, reproducción y cualquier otro tipo de uso de los contenidos de este sitio.

error: ¡Atención!