Piloto condenado por mirar porno durante vuelo

De acuerdo con la fiscalía, el hombre, de 60 años, además de mirar el contenido erótico, se desnudó al interior de la cabina del avión

infobae.com

Michael Haak, ex piloto de Southwest Airlines, fue sentenciado a un año de libertad condicional y una multa de USD 5,000, tras ser encontrado culpable por una actitud lasciva e inapropiada durante el vuelo Filadelfia-Orlando del 10 de agosto del año pasado.

El hombre, de 60 años, recibió dicha sentencia por parte del juez federal J. Mark Coulson quien lo responsabilizó de haber visto pornografía y exponer sus genitales a una compañera oficial de vuelo mientras ambos prestaban sus servicios en la aeronave.

De acuerdo con una nota del New York Post, la fiscalía que atendió el caso registró que lo ocurrido fue en el vuelo que se dirigía a la ciudad de Florida en agosto del 2020. Posteriormente, cuando el transporte alcanzó altitud crucero, Haak comenzó con la conducta.

“Comenzó como una broma consensuada entre el otro piloto y yo. Nunca imaginé que esto pasaría en mil años”, declaró ante las autoridades.

El fiscal federal adjunto Michael Cunningham fue el encargado de llevar a cabo el proceso desde la parte acusadora. Y según lo recopilado por el medio neoyorkino de esta fuente, el hombre se desnudó y comenzó a ver pornografía en una computadora portátil al interior de la cabina de vuelo.

Michael Haak, de 60 años, observaba pornografía dentro de la cabina de vuelo (Foto: Archivo)Michael Haak, de 60 años, observaba pornografía dentro de la cabina de vuelo (Foto: Archivo)

“Mientras el avión continuaba su vuelo, Haak se involucró aún más la conducta inapropiada dentro de la cabina, pues la primer oficial continuó desempeñando sus funciones como miembro asignado de la tripulación”, explicó la fiscalía.

Aunado a esto, Cunningham condenó lo realizado por el profesional de aviación, pues de acuerdo con el criterio de la autoridad, Michael Haak “tenía el deber de comportarse de una manera mucho más responsable […] Este no es el tipo de comportamiento aberrante que cualquiera debería aceptar”.

Inicialmente, el hecho fue reportado por parte de la primera oficial y Haak optó por retirarse de Southwest Airlines; sin embargo, para abril del 2021, el ex piloto fue señalado de cometer intencionalmente un acto lascivo, indecente u obsceno en un lugar público. Tras darse a conocer la acusación e iniciar el proceso, el sexagenario se declaró culpable.

Michael Salnick, el abogado representante del infractor, informó a la opinión pública que Haak aceptó cometer la falta y asume la responsabilidad que atraiga el hecho. En ese sentido, refirió que su representado no ofreció excusas por su comportamiento; sin embargo, en defensa de su cliente, el litigante estimó que la sanción deberá de ser menor si se toma en cuenta su “vida de trabajo duro y amabilidad”.

Bajo esta óptica, Salnick recordó lo tortuoso que ha sido la revelación de este acto al seno de su vida íntima y confió en que esto sirva de atenuante.

La compañía ya tomó cartas en el asunto y aseguró que este tipo de conductas son inaceptables (Foto: Reuters / Mike Blake)La compañía ya tomó cartas en el asunto y aseguró que este tipo de conductas son inaceptables (Foto: Reuters / Mike Blake)

“La vergüenza y la publicidad resultante de este incidente ha sido de por sí humillante para Michael Haak y ha servido como castigo de muchas formas”, insistió en virtud de que la pena sea menor para su cliente.

Finalmente, Southwest Airlines confirmó, a través de un comunicado oficial, que este tipo de comportamientos son inaceptables entre el cuerpo de trabajadores de la empresa, por lo que adelantó que en caso de que se confirme el agravio, realizarán las pesquisas necesarias para erradicar este tipo de actos y prevenirlos.

La aerolínea “no tolera un comportamiento de esta naturaleza y tomará medidas inmediatas si dicha conducta está comprobada”, señaló Chris Mainz, vocero de la compañía.

Después de que el ex piloto aceptara su responsabilidad en los actos de los que fue señalado, la empresa tomó cartas en el asunto y nuevamente emitió un comunicado público para dejar clara su postura ante este tipo de comportamientos.

Southwest investigó el asunto y, como resultado, dejó de pagarle al Sr. Haak los beneficios que tenía derecho a recibir como resultado de su separación”, cerró.

Compartir
error: ¡Atención!