Hoy es #Thanksgiving; te decimos por qué se celebra el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos

Este jueves se celebra el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos, una tradición que tiene casi 400 años de historia

heraldodemexico.com.mx

Este jueves se celebra en Estados Unidos y Canadá el Día de Acción de Gracias o Thanksgiving Day, una tradición que está cerca de cumplir 400 años de historia.

Esta fiesta se celebra el cuarto jueves del mes de noviembre y es la entrada para el inicio de las fiestas de fin de año. También se celebra en Canadá y en algunas islas del Caribe que tienen influencia estadounidense.

¿Por qué se celebra Thanksgiving?

En Estados Unidos, la tradición moderna del Día de acción de gracias tiene sus orígenes en el año 1623 en una celebración en Plymouth, lo que actualmente es el estado de Massachusetts. El origen de esta fiesta es para agradecer por las cosechas de todo el año y esperar mejores para el año siguiente.

Es muy común celebran esta fiesta con reuniones familiares en donde se sirve un banquete. El plato principal tradicional para la cena es un pavo asado u horneado, tradicionalmente va acompañado con un relleno hecho de pan de maíz y salvia.

El pavo es el platillo tradicional del Día de acción de gracias

El desfile de Día de Acción de Gracias

Desde 1924, la ciudad de Nueva York ha sido protagonista del desfile del Día de acción de gracias de la tienda Macy’s. Este evento que se realiza el cuarto jueves de noviembre de cada año, atrae a más de 3.5 millones de personas a las calles de Nueva York.

Por la pandemia de Coronavirus, este año el desfile sufrirá algunos cambio para adaptarse a la realidad que vive Estados Unidos, el país más golpeado por Covid-19.

Inicio de la temporada de compras

La mayoría de negocios y oficinas están cerrados en este día. Algunos almacenes, centros comerciales, restaurantes y bares permanecerán abiertos. Pero el viernes se realiza el Black Friday, un día en el que se da por inaugurada la temporada de compras navideñas.

 

 

Compartir
error: ¡Atención!