Ciudadanos atrapados entre uber, taxistas y camioneros urbanos

Por Mauricio Lira Camacho
NOTICIASPV

Hoy en día el ciudadano de Puerto Vallarta y turista nacional así como el internacional quedaron atrapados por el pésimo servicio de transporte.
El vallartense no haya para donde hacerse, está en medio del servicio de los uber, los taxistas y choferes de camiones urbanos.

En primera instancia usar uber es un riesgo porque en Puerto Vallarta labora bajo amparo y con el riesgo de que la unidad sea bloqueada por grupo de taxistas blancos del aeropuerto internacional, Gustavo Díaz o de los sitios de las unidades amarillas.

Usar taxi amarillo conlleva el riesgo de que los clientes sean asaltados, que el conductor sea drogadicto o alcohólico, o en el peor de los casos carezca de identificación, uniforme o aplique las máximas indebidas de tarifas para el transporte.

Finalmente en el caso de los camioneros urbanos, el usuario dentro de las carreras, la imprudencia y racismo.

Un taxista quien omite su nombre envió una imagen de una unidad de sitio determinado con el cristal trasero de la unidad totalmente quebrado, presume fue un conductor Uber.

En el caso de los taxistas, quedaron en los medios los testimonios, imagenes y videos de las batallas campales que se dieron los bloqueos en distintos puntos en el municipio de Puerto Vallarta.

Finalmente, las denuncias también por acciones y actitudes discriminatorias de parte de choferes del transporte público.

Una persona del sexo femenino quien viaja siempre con su mascota, denunció por escrito al chofer de la unidad S027.

«Hola buenas tardes hace una hora más o menos le hice la parada al camión S 027 de la ruta 3 Remance ahí en la tienda woolworth, se detuvo y subió una señora con sus hijos, inmediatamente me subí con mi perrita que la llevaba cargando y el tipo me vio y cerró la puerta a pesar de yo estar parada en el primer escalón, como que se dio cuenta que me iba aplastar y la abrió luego luego a tiempo y me dijo que no podía subirme con mi mascota. Yo no le dije nada y me bajé».

«El siguiente camión paso luego luego y llegando al ex regional donde esta su checador ahí me bajé y le tomé una foto para poder reportarlo, ya que la semana pasada de igual manera le hice la parada en el woolword pero quedó un poco más atrás por que había otro camión, entonces cargué a mi perra y caminé hacia el camión, en cuanto llegué a la puerta me la cerró en la cara y se arrancó».

«Ese es el camión, se me hizo muy grosero lo que hizo, ya que pudo solo decirme que no podía subirme, sin tener que cerrarme la puerta, además de que me pudo haber lastimado a mí o a mi mascota, por si fuera poco cuando le tomé la foto con el claxon me la refresco», finaliza la denuncia.

Compartir

Reportera. Copyright © Todos los derechos reservados Noticias Puerto Vallarta. De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la publicación, reproducción y cualquier otro tipo de uso de los contenidos de este sitio.

error: ¡Atención!