Atrapa Fiscalía presunto homicida de la colonia Tamarindos de Ixtapa

Se trata del hermano del dueño de la tienda de abarrotes Rizo *En abril del 2018, presuntamente peleó con un cliente, quien le fue a reclamar que le faltó el respeto a su esposa *Se enfrascaron en una riña, quedando muerto en la calle y él huyó

La Fiscalía del Estado dio a conocer de manera oficial, que logró la captura de quien está identificado como Vitaliano “N”, ya que era buscado por su probable participación en la muerte de un hombre, ocurrida el 16 de abril de 2008, en la delegación de Ixtapa.

El comunicado oficial informa, que consta en actuaciones que ese día la víctima acudió a una tienda de abarrotes que se encontraba ubicada en la colonia Los Tamarindos, en la delegación de Ixtapa, para reclamarle al propietario el hecho de que estuviera molestando a su esposa.

El comerciante enfurecido, a gritos llamó a sus dos hermanos, entre los que se encontraba el ahora detenido de nombre Vitaliano “N”, y afuera del negocio entre los tres tumbaron al masculino y lo golpearon.

En los hechos, de acuerdo con las investigaciones, el ahora detenido se subió encima de la víctima a quien golpeó en repetidas ocasiones en la cabeza, hasta que dejó de existir.

Vecinos que se percataron de los hechos ya habían pedido ayuda y arribaron policías municipales quienes lograron la captura de los dos consanguíneos de Vitaliano “N”, mientras que éste se dio a la fuga y se mantuvo prófugo todo este tiempo.

Debido a que el caso continuaba vigente, agentes investigadores lograron su detención en Puerto Vallarta y le cumplimentaron una orden de aprehensión que pesaba en su contra.

Actualmente Vitaliano “N” se encuentra a disposición del Juez Primero en Materia penal, con sede en Puerto Vallarta, ante quien enfrentará un proceso por homicidio calificado.

Aquel día, fue a eso de las 20:15 horas cuando elementos de la Policía Municipal fueron alertados acerca de una riña en la calle Pelícanos esquina con Gaviota en Los Tamarindos, delegación de Ixtapa.

Al lugar acudieron varias patrullas, dándose cuenta de que tirado a media calle estaba una persona inconsciente, por lo que pidieron la presencia de una ambulancia de la Cruz Roja.

Mientras tanto los uniformados procedían a la detención del encargado de la tienda de abarrotes “Rizo”, mismo que dijo llamarse Saúl, de 38 años de edad, así como a su hermano Moisés, al igual que otra persona más, encargada de otra tienda de abarrotes y que solo salió de curioso.

A los pocos minutos llegaba al lugar la ambulancia Jal-364, al mando de Yaneth Yerena y Javier Galván, quienes procedieron a revisar a la persona que yacía tirada en el piso, procediendo además a darle Reanimación Cardio Pulmonar (RCP por sus siglas) pero fue en vano, ya que la persona ya había fallecido.
No tardaron en llegar los elementos de la Policía Investigadora del Estado, al mando del licenciado José Luis Barrón Arvizu, quienes ya se aproximaban al ser enterado de la riña, por lo que al llegar se dieron cuenta de que la persona ya había fallecido.

Testigos de los hechos, informaron, que momentos antes el ahora occiso había llegado a discutir con el de la tienda de abarrotes “Rizo”, pero que comenzaron a pelear.

Mientras tanto el entonces detenido Saúl, quien presentaba golpes en diferentes partes de su cuerpo, principalmente en su rostro, informaba que momentos antes el occiso había llegado a reclamar el porqué molestaba a su esposa.

“Yo le fío a la señora comida y cada semana o quincena me pagaba, pero ahora llegó ese vale y comenzó a decirme que por qué le estaba molestando a su esposa pero yo le dije que no era cierto y comenzamos a pelear, yo solo me defendí porque no me iba a dejar que me matara”, dijo el entonces detenido en esos momentos.

A la escena del crimen llegó el personal de Servicios Periciales del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses, detectando que la persona presentaba golpes en la frente y huellas de violencia en el cuello.

Recogieron una cachucha en color negro que estaba en el lugar, así como una franela que estaba envuelta, para finalmente levantar el cuerpo sin vida y llevarlo al Semefo.

Por su parte el agente del Ministerio Público dio inicio al acta ministerial al respecto, ordenando las primeras investigaciones y personal de reglamentos procedieron a la clausura del negocio, quedando a disposición del fiscal de asuntos especiales de la entonces PGJ.

Posteriormente se dio a conocer que otra persona, hermano de los entonces detenidos, identificado como Vitaliano, tras las discusión había salido y presuntamente también peleó con el ahora occiso, a quien le provocó las lesiones que más tarde le ocasionaron la muerte.

Desde entonces el caso continuó y finalmente fue localizado y detenido mediante una orden judicial, por lo que ahora está preso y a disposición del juez que ordenó su captura.

Compartir

Reportero. Copyright © Todos los derechos reservados Noticias Puerto Vallarta. De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la publicación, reproducción y cualquier otro tipo de uso de los contenidos de este sitio.

error: ¡Atención!