Antes de llegar a Pemex, Lozoya sirvió a Odebrecht

jornada.com.mx

Emilio Lozoya Austin entre 2009 y 2012 fue un consultor que sirvió a la empresa brasileña Odebrecht y orientaba de manera directa al entonces director superintendente de la compañía en México, Luis Alberto de Meneses Weyll, sobre la manera en que podrían desarrollar negocios, y cuando llegó a la dirección de Petróleos Mexicanos (Pemex) el ahora prófugo de la justicia le ofreció su apoyo a nivel de decisión del consejo de administración de la petrolera mexicana para que la compañía sudamericana fuera beneficiada con contratos.

Lo anterior consta en el documento con base en el cual se libró la orden de aprehensión contra Lozoya Austin, y que de manera específica en las páginas 14 a 16 Luis Alberto de Meneses Weyll relató a las autoridades la manera en que llegó a entregar sobornos que ascendieron a un total de 10.5 millones de dólares a cuentas bancarias establecidas por el ex funcionaio mexicano, y desde las cuales, entre otras transferencias, los recursos se utilizaron para la adquisición de una residencia en el puerto de Ixtapa Zihuatanejo, Guerrero.

El representante de la compañía brasileña relató: Emilio conocía la organización Odebrecht, a México y a muchos empresarios mexicanos que podían complementar sus (las) acciones (de Odebrecht). Entonces, entre 2009 y 2012 él fue un consultor para estructurar sus programas y decía a empresarios importantes que tenían presencia en los estados; la asociación de estos empresarios produjo que la empresa Odebrecht ganara contratos.

El testigo en el caso también conocido como Lava Jato, sostiene que conoció a Lozoya Austin en 2009, mientras éste ejercía el cargo de director del Foro Económico Mundial de América Latina. Con ese cargo y por ser mexicano, tenía los conocimientos que (el declarante) consideró útiles para definir su plan de acción.

Instrucciones valiosas

Según el documento judicial, de 2009 al 2012 (Lozoya y Weyll) tuvieron un sinfín de reuniones. Siempre que Emilio estaba en México, él consultaba para que lo orientara sobre la manera en que podrían desarrollar negocios. Las instrucciones de él resultaron positivas para sus pretensiones, puesto que les hizo recomendaciones de empresarios que podrían complementar sus calificaciones en el país.

El representante de Odebrecht señaló que en cuanto Lozoya Austin fue designado director general de Pemex solicitó una reunión para manifestarle su expectativa con relación a la adjudicación de contratos en Pemex. La indagatoria refiere que en 2013 Pemex lanzó algunos paquetes de inversión, entre ellos el terraplén de la refinería de Tula, Hidalgo.

Al respecto, Weyll dijo a las autoridades: entonces, yo tomé la iniciativa de reconocer el apoyo de Emilio, indicándole que ganando ese contrato yo podría reconocer el pago de 6 millones de dólares, de los cuales 2 (la declaración se corta en ese espacio para luego señalar)… y 4 millones estarían condicionados a que tuviéramos éxito en la contratación.

En la orden de aprehensión librada por el juez federal Jesús Eduardo Vázquez dentro de la causa penal 261/2019 en contra de Emilio Lozoya y sus familiares Marielle Helene Eckes (esposa), Gilda Margarita Austin y Solís (madre) y Gilda Susana Lozoya Austin (hermana), y la empresaria inmobiliaria Nelly Maritza Aguilera Concha, se desglosa que de los 10.5 millones de dólares entregados al ex titular de Pemex, 3 millones 150 mil dólares se transfirieron a través del Banco Gonet & Cie, entre el 20 de abril de 2012 y el 18 de junio de ese año, siendo beneficiarias cuentas abiertas a las empresas Latin America Asia Capital Holding y Tochos Holdings Limited, y posteriormente los recursos se transfirieron a cuentas de las otras personas mencionadas.

Compartir
error: Content is protected !!