Amor y crimen: la historia de Rosario Niebla Cardoza y el Mayo Zambada, líder del Cártel de Sinaloa

Pese a que el narcotraficante ha tenido múltiples relaciones amorosas e hijos, hasta la fecha, “Chayito” sigue siendo la dueña de su corazón

infobae.com

Es bien sabido que Ismael “El Mayo” Zambada, el líder del Cártel de Sinaloa, es un Don Juan. Ha tenido múltiples parejas, pero sólo una, Rosario o “Chayito” como la llama de cariño el propio narcotraficante, ha sido el gran amor de su vida.

De acuerdo con el libro “El Traidor. El diario secreto del hijo del Mayo” de la periodista Anabel Hernández, Rosario Niebla Cardoza es una mujer originaria de El Dorado, una sindicatura de Culiacán, Sinaloa, cercana a El Álamo, tierra del Mayo.

Se enamoró de ella a primera vista cuando tenía 12 años de edad y aunque formalmente ya no están casados, Chayito sigue siendo la reina de su corazón.

De acuerdo con la periodista, el propio Mayo le contó a su abogado Fernando Gaxiola, su historia de amor.

Rosario Niebla Cardoza 2020-03-16Rosario Niebla Cardoza 2020-03-16

En aquella época, cuando “El Mayo” tenía 12 años, uno de sus tíos tenía una carnicería en la localidad de El Dorado a donde la familia de Chayito la enviaba a comprar la carne. El primer encuentro entre ambos ocurrió cuando el padre del Mayo regresaba en ferrocarril de la Ciudad de México, a donde había ido para un tratamiento médico. “Y ahí, mientras el Mayo lo esperaba en la carnicería de su tío, vio a la joven. Para el Mayo fue amor a primera vista”, le dijo el abogado a la periodista.

“No la volví a ver por tres años” le contó el capo al abogado. Eso fue así porque al poco tiempo murió su padre, el 26 de agosto de 1962. Ismael apenas había terminado la primaria y tuvo que abandonar los estudios porque tenía que ayudar con la manutención de sus hermanos.

Otro de los tíos del Mayo se dedicaba a la siembra de marihuana y amapola, por lo que Ismael trabajó en esos terrenos cortando leña y haciendo cercos, otras veces se dedicaba a labores del campo.

Finalmente se fue a El Dorado en donde había más trabajo y mejor pagado. La economía del pueblo se basaba en el ingenio azucarero El Dorado, uno de los centros de producción de azúcar más importantes de México en aquella época. Ahí trabajó limpiando el lodo de las llantas de las carretas que transportaban la caña y haciendo otros trabajos extra, hasta que llegó el sindicato y se quedó sin trabajo.

Ismael Zambada García, “El Mayo” (Foto: Archivo)     

Ismael Zambada García, “El Mayo” (Foto: Archivo)

Cuando tenía 17 años y estaba consumido de amor por Chayito, se la robó. Ella tenía 19 años. Pero se casaron, primero por la iglesia y después por el civil.

“Me la llevé para El Álamo y nos casamos (…) Nosotros nos casamos por las tres leyes: la ley del monte, la ley de Dios y la ley del hombre”, le habría dicho el propio Mayo al abogado Gaxiola.

Su matrimonio religioso ocurrió en una iglesia de la comunidad de Costa Rica, otra sindicatura de Culiacán y después por el civil, en el pueblo de Chayito.

Según el relato del difunto abogado de la familia Zambada, “El Mayo” ingresó a las filas del crimen organizado a los 19 años, luego de que su hermana Modesta se casara con Antonio Cruz Vázquez, un narcotraficante cubano.

Cuando Chayito estaba embarazada de su primogénita, María Teresa, “El Mayo” hizo su primera siembra de droga.

María Teresa (“Maytecita” como la llama cariñosamente el capo) nació el 17 de junio de 1969. Después nacieron Midiam Patricia (14 de marzo de 1971), Vicente (24 de marzo de 1975 y quien se encuentra preso en Estados Unidos), Mónica del Rosario (2 de marzo de 1980) y Modesta (22 de noviembre de 1982).

Vicente Zambada Niebla "El Vicentillo", hijo de Ismael "El Mayo" Zambada y Rosario Niebla, quien se encuentra preso en EEUU acusado de varios cargos de narcotráfico. (FOTO: ALBERTO VERA/CUARTOSCURO)Vicente Zambada Niebla “El Vicentillo”, hijo de Ismael “El Mayo” Zambada y Rosario Niebla, quien se encuentra preso en EEUU acusado de varios cargos de narcotráfico. (FOTO: ALBERTO VERA/CUARTOSCURO)

A medida de que “El Mayo” creció en el mundo del narcotráfico, Chayito se convirtió en empresaria. De hecho, el gobierno de Estados Unidos la tiene fichada como parte de la organización que lava dinero para el narcotraficante en la zona de Culiacán.

Entre las empresas vinculadas con Rosario Niebla están Lechería Santa Mónica, Establo Puerto Rico, Nueva Industria Ganadera de Culiacán, Jamaro Construcciones, Multiservicio Jeviz, Gasolinera Rosario y una guardería llamada Estancia Infantil Niño Feliz, de la que es propietaria junto con su hija María Teresa.

No obstante el gran amor por Chayito, “El Mayo” se involucró con Leticia Ortiz Hernández, psicóloga de profesión y 15 años menor que él y originaria de El Salado, un poblado cercano a El Álamo. Su padre, Agustín Ortiz, era sobrino lejano del ex presidente Lázaro Cárdenas.

“Lety, como la llama El Mayo, cuenta que lo conocía de toda la vida por ser de comunidades vecinas, pero a los 24 años se enamoró de él cuando lo reencontró en Mexicali, Baja California, en 1988, motivo por el que su padre dejó de hablarle durante dos años”, le dijo Gaxiola a Anabel Hernández.

Serafín e Ismael Zambada "El Mayito Gordo" , quien recientemente fue extraditado a EEUU acusado de narcoráfico. (Foto: especial)Serafín e Ismael Zambada “El Mayito Gordo” , quien recientemente fue extraditado a EEUU acusado de narcoráfico. (Foto: especial)

Producto de esa relación nació Serafín Zambada Ortiz, en 1990 y luego Teresita. Ambos nacieron en California, Estados Unidos. El Mayo se llevó a Lety a vivir a Tijuana. De hecho, Benjamín Arellano Félix fue padrino de Serafín y Teresita.

Además de Chayito (hoy de 73 años de edad) y Lety, el Mayo tuvo otras mujeres: Rosalinda Díaz García, Dora Alicia Beltrán Corrales, María del Refugio Sicairos Aispuro, Alicia Lara Camberos y Margarita Imperial López.

“(…) Según los registros del gobierno de México, El Mayo también es padre de Ismael Zambada Sicairos, Ismael Zambada Imperial y Ana María Zambada Lara” , pero de acuerdo con lo que Gaxiola le habría dicho a la periodista Anabel Hernández, el capo tendría la menos 10 hijos, el más pequeño se llama Emiliano.

“Mi mal son las mujeres” le confesó el Mayo a Gaxiola, pero le aclaró que “Chayito es la primera y la primera en su corazón”, le aseguró el abogado a la periodista.

Compartir
error: ¡Atención!