Amenazas del narco y un desastre en la seguridad pública: Alfonso Durazo hace campaña en Sonora blindado por 75 marinos

El periodista Raymundo Riva Palacio aseguró que esta “guardia pretoriana” de Durazo Montaño, está asignada a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) con cargo al erario

infobae.com

Alfonso Durazo, quien dejó la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) en medio de una fuerte crisis de inseguridad para lanzarse como candidato a la gubernatura de Sonora por Morena, no solo produjo un desastre en la materia, sino que también cometió abusos.

Luego de renunciar al cargo de secretario en octubre para dedicarse de lleno a la campaña, Durazo Montaño se aprovechó de su poder y se llevó a 75 marinos que fueron comisionados a la Secretaría de Seguridad, para que le sirvieran como equipo de seguridad en Sonora, así lo reveló el periodista Raymundo Riva Palacio, en su columna que publica en El Financiero.

“De nada valió el contexto en el que se mueve Durazo, donde los 75 marinos muestran qué tan inquieta tiene su conciencia. Desde hace casi dos años Durazo ha recibido amenazas de muerte de los líderes de la organización criminal Los Salazar, que es el brazo armado del Cártel de Sinaloa, que opera en Sonora y Chihuahua”, destacó el periodista.

Las imputaciones públicas fueron por haber incumplido compromisos que nunca aclararon, y que Durazo no ha respondido.

Imagen de archivo. El ex secretario de Seguridad de México, Alfonso Durazo. (Foto: REUTERS/Luis Cortés)Imagen de archivo. El ex secretario de Seguridad de México, Alfonso Durazo. (Foto: REUTERS/Luis Cortés)

“No es inusual que una banda criminal acuse a personas públicas de corrupción, pero, en cualquier caso, las amenazas provocaron que Durazo, todavía como secretario, modificara algunas veces su agenda personal”, señaló el columnista.

“Cuando se trasladó a vivir a Sonora, Durazo pidió específicamente que se le sumaran marinos para cuidarlo, con cargo a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana. El candidato a gobernador desconfiaba del Ejército, con cuyos jefes había tenido fricciones y guardaba resentimientos porque el comisionado de la Guardia Nacional, el general de brigada Luis Rodríguez Bucio, respondía al secretario de la Defensa, general Luis Cresencio Sandoval, aunque él fuera su superior jerárquico. La protección le duró hasta febrero”, destacó.

Raymundo Riva Palacio reveló que hace poco más de dos semanas, citaron en la Secretaría de Seguridad Ciudadana a Jesús Valencia, coordinador de la campaña de Durazo, quien previamente colaboró con él como jefe de Políticas y Estrategias para la Construcción de Paz con Entidades Federativas y Regiones, en la secretaría.

“No solo le pidieron que explicara el proceder del candidato, sino que regresaran de inmediato a los marinos a sus funciones para lo cual la Secretaría de la Marina los comisionó. Aunque no ha habido confirmación del desenlace, las cosas en la secretaría para Durazo no están bien”, aseguró el columnista.

Riva Palacio destacó que la actual secretaria de Seguridad, Rosa Icela Rodríguez, ha comentado en privado todo el desastre que les dejó Durazo, por lo que ya hay una limpia de colaboradores del exsecretario, que ha generado tensiones.

Pero hasta muy recientemente descubrieron, en el caso de los marinos, que el abuso en sus funciones había rebasado todos los límites racionales. Rodríguez no se lo va a tolerar, de acuerdo con funcionarios federales, aunque no se sabe si el tema ya se lo informó al presidente Andrés Manuel López Obrador”, señaló.

El periodista resaltó que la salida de los marinos que utilizaba como equipo de seguridad en Sonora, lo dejará en una situación “donde probablemente se sentirá vulnerable”, al tiempo que destacó, la decisión de Durazo “se inscribe en sus viejas aspiraciones políticas, que no logró cuajar con el presidente Vicente Fox, a quien traicionó. Durazo se propuso desde hace varios años ser gobernador de Sonora y ahora que siente estar en la ruta de obtenerla en las elecciones de junio próximo, ya está pensando en la candidatura presidencial para 2024, hablando con empresarios para que le financien la campaña a cambio, según personas que conocen de esas reuniones, de compensarlos con contratos cuando llegue a Palacio Nacional”, reveló.

El columnista finalizó con la siguiente reflexión: “la cancelación de su guardia pretoriana, sin embargo, quizás transmita el mensaje en Sonora que Durazo no tiene el respaldo incondicional que presume en la Ciudad de México, y se verá que la guardia de marinos fue una acción unilateral no autorizada. El frente interno que se abrió con su prepotencia es dañino para Durazo en estos momentos, porque las acciones emprendidas por Rodríguez se empatan con los resultados de la última encuesta de preferencia electoral en Sonora, dada a conocer por la revista especializada Voz y Voto hace una semana, donde el candidato de la coalición del Presidente aventaja por sólo tres puntos a Gándara; o sea, en el margen de error. Cómo recibirán los sonorenses este episodio, está por verse”, concluyó.

Compartir
error: ¡Atención!